Volver al Índice de Revistas
El Teósofo - Órgano Oficial del Presidente Internacional de la Sociedad Teosófica
Vol. 140 - Número 11 -  Agosto 2019  (en Castellano)
 

 
Anterior
Página 10
Siguiente

 

Torres de pensamiento infinito

 

Nicholas C. Weeks

Erudito teosófico, colaboró con su fallecida esposa, Dara Eklund, en ayudar a Boris de Zirkoff

a recopilar y editar unos pocos de los Collected Writings de H.P.Blavatsky.

 

 

Se mencionan lugares sagrados de iniciación en Isis sin Velo de H. P. Blavatsky (HPB) y en muchas otras partes en los escritos teosóficos. Mientras se aclara la función altruista de estos templos de iniciación, qué cantidad de sabiduría, poder y virtud se fijó en sus mentes, es conocido solamente por los iniciados. La función se describe como una maestría de vida y sabiduría:

 

Una maestría obtenida a través del desenvolvimiento de los poderes y facultades espirituales e intelectuales en la persona, que son innatos y naturales en todos los hombres, pero que requieren “evolucionar”, sacar a la luz o desenvolverse, en parte por los esfuerzos auto-producidos en el entrenamiento, y en parte por la enseñanza dada en las cámaras de iniciación.1

 

Las “Torres”, que se encuentran por todo el Este de Asia estaban conectadas con las Iniciaciones-Misterios... Los candidatos a la iniciación eran colocados en ellas durante tres días y tres noches, dondequiera que no hubiera templo, en una cripta subterránea a mano. Estas torres redondas eran construidas para un solo propósito... Eran lugares sagrados de iniciación.2

 

Durante incontables generaciones, el adepto edificó un templo de rocas imperecederas, una Torre gigantesca de PENSAMIENTO INFINITO, donde moró Titán, y donde, si fuera necesario, todavía viviría solo, sin salir más que al final de cada ciclo, para invitar a los elegidos de la humanidad a cooperar con él y para ayudar, a su vez, a iluminar al hombre supersticioso.3

 

Esta tercera cita da una indicación general, de que los pensamientos de un Adepto son ilimitados, tanto en número como en profundidad… Su motivo y función es iluminar a la humanidad, como el del bodhisattva Titán Prometeo. Aquí está el testimonio de que el Maestro Koot Hoomi (KH) y otros Hemanos en el Tíbet, sin embargo, usaron una torre específica cuando estuvieron preparados para su iniciación:

 

Cerca de la vieja Lamasería, se yergue la antigua torre en cuyo interior se han gestado generaciones de Bodhisattvas.4

 

Además de las torres o templos para la iniciación física y mental, hay también lugares de iniciación astral. Aquí hay un templo astral, escribió Damodar K. Mavalankar en una carta a William Q. Judge:

 

Después de caminar una distancia considerable a través de ese pasaje subterráneo, llegamos a una planicie abierta en Ladakh. Allí se eleva un enorme edificio, que tiene miles de años de antigüedad. Frente a él hay una gigantesca  Tau Egipcia. El edificio descansa sobre 7 grandes pilares en forma de pirámide. La  puerta de entrada tiene un gran arco triangular... Este es el Centro Principal donde todos aquellos de nuestra sección que merecen la Iniciación en los Misterios tienen que ir para su ceremonia final y permanecer allí el  tiempo requerido. Subí con mi Gurú al Gran Salón. La grandeza y serenidad del lugar es tanta que despierta profunda reverencia. La belleza del Altar, que está en el centro y frente al que cada candidato debe pronunciar sus votos en el momento de su Iniciación, seguramente deslumbrará aún a los ojos más brillantes. El esplendor del Trono del Jefe es incomparable. Todo responde a un principio geométrico y contiene varios símbolos que son explicados solamente al Iniciado.5

 

W. Q. Judge recuerda un relato de una vida pasada. Habla un Adepto:

 

Esta es una antigua torre usada por los descendientes inmediatos de los Magos blancos que se establecieron en Irlanda cuando la Isla de Inglaterra no había surgido del mar. Cuando los grandes Maestros se tuvieron que ir, se dejaron estrictas órdenes de que ningún fuego en estas torres se extinguiera, y se advirtió también que si los deberes de la vida eran descuidados, si la caridad, el deber y la virtud se olvidaran, el poder para mantener este fuego vivo gradualmente desaparecería. La decadencia de las virtudes coincidirían con el fracaso del fuego, y esta, la última torre, protegida por un hombre viejo y uno joven, sería la última en decaer, y que incluso podría salvar al resto, si sus observadores fueran leales.6

 

En la tradición Mahayana hay una sección muy respetada del Avatamsaka Sutra 7 que da detalles, algunos simbólicos, algunos ocultos, acerca de la Torre de Pensamiento Infinito que un bodhisattva experimentaría. En este caso, inspirada por la motivación Bodhichitta, el aspirante es el joven Sudhana 8. Él busca a un gurú bodhisattva para que le guíe hacia adelante en su sendero. Cada uno de sus muchos gurús enseña a Sudhana el estado de liberación que ellos conocen y luego sugieren a otro gurú que le atienda. Algo que aprendió, como el lector de este sutra también comprenderá, es cómo y con qué elementos construye una Torre de ideas nobles y profundas un aspirante a la iniciación:

 

Entonces el joven y la doncella 9 contaron a Sudhana su propia liberación y le dijeron, “Ve al sur, a un lugar llamado Seashore. Hay un jardín llamado Gran Adorno, en el que hay una gran Torre llamada Adornos del Tesoro de Vairochana10.

 

Esa Torre Adornada con joyas nace de las maduras raíces de la bondad del bodhisattva. Nace del poder de la plena atención del bodhisattva, el poder de sus votos, su poder de auto-dominio y su poder de conocimiento místico. Nace de las buenas hábiles destrezas del bodhisattva. Nace de sus bendiciones, virtud y sabiduría.

 

El bodhisattava que permanece en esta inconcebible liberación, con un espíritu de gran compasión, hace aparecer tal estado adornado de poder y liberación para todos los seres vivos. Maitreya11 Bodhisattva reside seguramente dentro de él.

 

El Maestro Hsuan Hua12 explica un poco:

 

El país donde reside Maitreya Bodhisattva se llama Seashore. El “mar” es el mar de la sabiduría del Bodhisattva que pasa por un nacimiento más [antes del Buddhado]. El Jardín se llama “Gran Adorno” porque con las causas perfeccionadas, las diez mil prácticas adornan la realización. La Gran Torre Enjoyada es llamada Adorno del Tesoro de Vairochana. Es un símbolo del Reino de Dharma, y por lo tanto es vasta, infinita y adornada. Vairochana es el Dharmakaya Buddha. La Gran Torre Enjoyada es el Tesoro Adornado del Dharmakaya Buddha.13

 

Cuanto antes alguien aspire hacia tal Torre Enjoyada, mucho antes la alcanza, un sendero de muchas virtudes debe ser hollado en la vida diaria. Hay una virtud que no está generalmente entre las más valoradas. La gratitud tiene un poder sutil de bondad que bendice a quien la conoce. La ingratitud es común y una maldición para muchos. El Maestro KH menciona algunas veces que “la ingratitud no es uno de nuestros defectos.” H. P. Blavatsky señala que la “ingratitud es un crimen en el Ocultismo.”14

 

El deber es aquello que se debe a la Humanidad... especialmente lo que debemos a todos aquellos que son más pobres y desamparados que nosotros. Esta es una deuda que, no satisfecha durante la vida, nos hace espiritualmente insolventes, y crea un estado de quiebra moral en nuestra encarnación próxima. La Teosofía es la quintaesencia del deber”.15

 

Nuestro sagrado deber es devolver la ayuda y apoyo que hemos recibido durante muchas vidas de los Buddhas, Maestros, deidades, padres y del resto de la humanidad. Este deber divino nos moverá a aprovechar nuestra burbujeante fuente de virtudes. Estas fluirán desde nuestro “manantial de sabiduría absoluta”, como la llamó G. de Purucker. Una persona agradecida es rara, como enseñó Buda:

 

Estas dos clases de personas son raras en el mundo. ¿Qué dos? Quien toma la iniciativa de ayudar a otros y quien es agradecido. Estas dos clases de personas son raras en el mundo...

 

¿Y cuál es el nivel de la persona buena? Una persona buena es agradecida. Porque gratitud y reconocimiento son ensalzados por lo bueno. Gratitud y reconocimiento pertenecen enteramente al nivel de la persona buena.16

 

La gratitud hacia el Gurú es obligatoria entre los aspirantes y discípulos. Como dice el Libro de la Disciplina:

 

Para el Discípulo serio su Maestro toma el lugar de Padre y Madre. Porque, considerando que le entregan su cuerpo y sus facultades, su vida y forma temporal, el Maestro le muestra cómo desarrollar las facultades internas para la adquisición de la Sabiduría Eterna.17

 

Hay una larga sección en esta parte del Sutra, en alabanza al amigo espiritual esencial o gurú. Aquí hay un verso:

 

El buen y sabio consejero es como una bondadosa madre que da nacimiento al linaje del Buddha. Es como un bondadoso padre que concede extensos beneficios. Es como una niñera que lo cuida y no le permite que participe en lo que es malo.

 

Aquí hay dos de los versos  que presentan la actitud del discípulo hacia el gurú:

 

Debería pensar en usted como afligido por una enfermedad y pensar en el buen y sabio consejero como el rey de los médicos. Debería pensar en el Dharma que proclama como buena medicina, y pensar en la práctica que uno cultiva como liberándose de la enfermedad.

 

Debería también pensar en usted como quien está viajando lejos, y concebir al buen gurú como un Maestro guía. También piense en el Dharma que él proclama como el recto sendero. También piense en la práctica que uno cultiva como aquella que alcanzará la lejana meta.

 

Sudhana, su corazón inundado de gratitud y reverencia por todos los bodhisattvas que le han enseñado, se inclina ante la Torre Enjoyada, el reino donde moran Maitreya y sus discípulos bodhisattvas. Poderosas bendiciones de bondad lo cubren y aparece renovado e inspirado. Entonces, manteniendo su mente enfocada en la Torre Enjoyada, comienza a rondarla. Cuando camina a su alrededor, se concentra en todas las cualidades y poderes benéficos de los Grandes que viven allí. Finalmente se detiene a la entrada y ruega que Maitreya llegue y abra el portal para él.

 

A la distancia ve a Maitreya acercándose con una vasta comitiva de seres humanos y no humanos. Cuando Maitreya Bodhisattva se acercó, Sudhana gozosamente se postró totalmente. Maitreya entonces alaba a Sudhana ante toda la asamblea como un Bodhisattva ideal. El Bodhisattva también enseña el corazón del sendero Mahayana, Bodhichitta18 a todos los reunidos allí .

 

Sudhana pide a Maitreya que abra la Torre Enjoyada para él. Maitreya chasquea sus dedos tres veces, y la puerta se abre. Sudhana entra en el samadhi de la Torre Enjoyada y la puerta se cierra tras él. Sudhana primero observa que la Torre Enjoyada es vasta como el espacio ilimitado. Ve incontables torres, cada una de las cuales revela una vida pasada de Maitreya Bodhisattva enseñando a todo tipo de seres todos los aspectos del Dharma de Buddha. Otras torres muestran sus muchos poderes, sabiduría y gran compasión. Esta parte del Avatamsaka Sutra usa pilares adornados de joyas o torres de luz que condicen con el significado de sutratman: “Sutratman, el luminoso hilo de la Mónada inmortal impersonal, en la cual nuestras vidas terrestres o Egos efímeros están ensartados como muchas cuentas.”19

 

Muchas más Torres Enjoyadas revelan aspectos y enseñanzas similares respecto a otros grandes bodhisattvas. En samadhi, Sudhana ve cada objeto y escucha cada enseñanza dentro de las Torres Enjoyadas. También ve muchas imágenes fantásticas de espléndidas vistas irradiando desde cada una de las Torres Enjoyadas. Con el poder de la firme atención y pureza de visión, Sudhana ve, escucha y conoce estos maravillosos panoramas infinitos.

 

En este punto Maitreya chasquea sus dedos, saca a Sudhana de su estado de samadhi y le dice:

 

Buen hombre, has estado morando en el inconcebible auto-dominio de los bodhisattvas. Has disfrutado de la felicidad de los samadhis de todos los bodhisattvas. Has podido ver lo que se sostiene por el poder espiritual de los bodhisattvas y lo que fluye de sus ayudas acumuladas en el sendero. Tales son los templos y torres maravillosos que sus votos y sabiduría motivaron que aparecieran. Así es lo que observaste de las prácticas de los bodhisattvas y escuchaste del Dharma de los bodhisattvas. Conoces las virtudes de los bodhisattvas y ahora comprendes totalmente los votos del Tathagata.

 

Sudhana concuerda y dice: “Todo esto se debe al asombroso poder espiritual del Gurú que me apoya y me recuerda.”

 

La Doctrina Secreta menciona la Unidad de infinitas gradaciones de pensamiento.20 Entonces parecería que las Torres de la Fraternidad Oculta están construidas de infinitas gradaciones de pensamientos altruistas. Como el Maestro KH dijo en la Carta 15 cronológica:

 

El único [sentimiento] verdadero y santo, el único desinteresado y Eterno: [es] ¡el Amor, un inmenso Amor por la Humanidad, como un Todo! ¡Porque es “la Humanidad” la gran Huérfana, la única desheredada de esta tierra, amigo mío! Y es deber de cada hombre capaz de un impulso generoso hacer algo, por poco que sea, para su bienestar! ¡Pobre, pobre humanidad!

 

De modo que, esos teósofos que aspiran a ser colaboradores de los Hermanos y Amitabha Buddha21 nunca deben dejar de construir sus propias torres de infinitos buenos pensamientos, palabras y acciones.

 

Referencias

 

1. G. de Purucker, Tradición Esotérica, I:45.

2. H. P. Blavatsky, Collected Writings, XIV, 281–2.

3. Cartas de los Mahatmas, Carta 18, cronológica

4. ———, Carta 29, cron.

5. Sven Eek, Damodar y los Pioneros del Movimiento Teosófico, 61.

6. W. Q. Judge, Ecos de Oriente, I:543.

7. Cerca del final de la traducción del Maestro  Sikshânanda del verso 39, también conocido como Gandavyuha Sutra.

8. Buena salud

9. Doncella, que posee virtud; juventud, nacida de la virtud

10. Omnipresente

11. Ser Amoroso, un bodhisattva de décimo grado que esta próximo a ser el próximo Buddha

12. Falleció en 1995; mas sobre su biografía en <cttbusa.org/founder.asp>.

13. Flower Adornment Sutra, ch. 39, part VIII, 12.

14. H. P. Blavatsky, Collected Writings, XII, 593.

15. ———, La Clave de la Teosofía, 229.

16. Anguttara Nikâya, traducción de Bhikkhu Bodhi, 153, 177.

17. H. P. Blavatsky, Collected Writings, XII, 590.

18. “Thought of enlightenment”; la intención de alcanzar la perfección de Buddha para liberar a todos los seres del sufrimiento.

19. La Doctrina Secreta, II, 513.

20. ———, I, 627–29.

21. La Voz del Silencio, Fragmento III.

 

Anterior
Página 10
Siguiente